Are You a Legal Professional?

Custodia de Menores: Conceptos Básicos

Cuando los padres se divorcian, el decreto de divorcio especifica con quién vivirán los hijos y las circunstancias según las cuales el otro padre los visitará. A menudo los padres hacen estos arreglos entre ellos mismos, ya sea de forma completamente voluntaria o con la ayuda de sus abogados o de un mediador. Sin embargo, cuando no pueden tomar una decisión o cuando los padres solteros no pueden acordar quién tendrá la custodia de su hijo, la corte puede intervenir y tomar una decisión basada en el mejor interés del menor. (Descargue la Guía sobre la custodia de menores [pdf], para tener la información a mano.)

Custodia física y legal

En la mayoría de las situaciones, la custodia física se le concede al padre/madre con el que el menor vive la mayor parte del tiempo. Sin embargo, a menudo el padre en custodia comparte la "custodia legal" del menor con el padre que no tiene la custodia física. La "custodia legal" incluye el derecho a tomar decisiones sobre la educación del menor, su religión, su atención médica y otras cuestiones importantes.

Custodia compartida

Algunos padres han elegido un arreglo de custodia compartida, en la que el menor pasa aproximadamente la misma cantidad de tiempo con ambos padres. Quienes están a favor de este arreglo dicen que disminuye el sentimiento de pérdida que puede experimentar un menor cuando sus padres se divorcian. Los críticos, sin embargo, dicen que lo mejor para el menor es tener un hogar base, y que se le permita al padre sin custodia que visite libremente a su hijo. Debido a que la custodia compartida requiere un alto grado de cooperación entre los padres, las cortes se rehúsan a solicitar la custodia compartida a menos que ambos padres estén de acuerdo y demuestren su capacidad de tomar decisiones en conjunto y cooperar en pos del bienestar del menor.

Custodia dividida

Otra opción, aunque mucho menos favorecida, es la custodia dividida, en la que un padre tiene la custodia de uno o más hijos y el otro padre tiene la custodia de los otros. Sin embargo, las cortes buscan no separar a los hermanos al emitir las órdenes de custodia.

Padres no casados

Cuando los padres del menor no están casados, los estatutos en la mayoría de los estados requieren que se conceda a la madre la custodia física, a menos que el padre actúe para que se le conceda a él. Con frecuencia, un padre soltero no puede ganarle la custodia a una madre, pero generalmente tendrá prioridad sobre otros parientes, padres sustitutos o padres adoptivos potenciales.

Decisiones sobre la custodia: Factores a considerar

A la hora de decidir quién tendrá la custodia, las cortes tienen en cuenta varios factores. La consideración prevaleciente siempre es el mejor interés del menor, aunque eso sea difícil de determinar. Con frecuencia, el factor principal es cuál padre ha sido el "guardián primario" del menor (a continuación, más información sobre esto). Si los menores son lo suficientemente grandes, las cortes tomarán en cuenta su preferencia a la hora de tomar la decisión de la custodia.

Aunque el estándar de "mejor interés" varía entre estados, algunos factores son comunes en sus análisis. Entre ellos:

  • los deseos del menor (si tiene la edad suficiente para expresar su preferencia de manera razonable);
  • la salud mental y física de los padres;
  • la religión o consideraciones culturales;
  • la necesidad de continuar en un entorno doméstico estable;
  • el apoyo y la oportunidad de interactuar con los miembros de la familia secundaria de cada padre;
  • la interacción y la interrelación con otros habitantes del hogar;
  • la adaptación a la escuela y la comunidad;
  • la edad y el sexo del menor;
  • el uso excesivo de disciplina o abuso emocional por parte de los padres;
  • evidencias de uso de drogas, alcoholismo o abuso sexual por parte de los padres.

Determinar al "guardián primario" del menor

Además de los factores antes mencionados, las cortes familiares de algunos estados prefieren optar por el padre que puede demostrar que él o ella era el guardián primario del menor durante el transcurso de su matrimonio.  En los casos de custodia, el "guardián primario" se volvió un papel clave desde que los psicólogos comenzaron a hacer hincapié en la importancia del vínculo entre el menor y su guardián primario.  Este vínculo emocional se considera muy importante para el menor durante sus etapas de desarrollo y los psicólogos recomiendan que continúe la relación entre el "guardián primario" y el menor después del divorcio, pues es vital para su estabilidad psicológica.

A la hora de determinar cuál padre ha sido el guardián primario, las cortes se centran en las responsabilidades de cuidado directo, como:

  • bañar, vestir y arreglar al menor;
  • planificar y preparar la comida;
  • comprar y lavar ropa;
  • cuidar de la salud del menor;
  • participar en la crianza y en las actividades extracurriculares; y
  • enseñarle habilidades de lectura, escritura y matemáticas. 

Dependiendo del estado en el que se determine la custodia, otros factores pueden considerarse importantes para determinar al guardián primario.  Cuando se analiza quién es el guardián primario, incluso se tienen en cuenta consideraciones como la exposición al humo del cigarrillo o el voluntariado en la escuela del menor. 

Si bien antes la preferencia del guardián primario parecía otra forma de concederle la custodia a las madres, como cada vez más hombres comparten las responsabilidades de los hijos, esta preferencia ya no necesariamente favorece a las madres.  Cuando es evidente que ambos padres han compartido la responsabilidad de los hijos por igual, las cortes volverán al estándar de "mejor interés" al determinar la custodia del menor.

Ley de familia: Cómo obtener la ayuda de un abogado

Si usted enfrenta una disputa potencial sobre un divorcio, la custodia o el sustento de niños, o por otras razones, un abogado especializado en derecho de familia puede ayudarle con una justa representación de las partes en el proceso. Un abogado especializado en derecho de familia trabajará para obtener el mejor resultado posible. El primer paso es encontrar a un abogado especializado en derecho de familia en su área.

Pasos Siguientes
Contacte un Abogado Calificado
Su Localidad: (e.g., Chicago, IL or 60611)

Formas Para Ayudarse