Are You a Legal Professional?

Las Parejas en Unión Libre y la Propiedad

En la actualidad, cada vez mas parejas viven en unión libre antes de casarse y muchas viven en unión libre indefinidamente, sin llegar al matrimonio en lo absoluto. La mayoría de las parejas en unión libre acumulan una buena cantidad de bienes conjuntos, pero no toman previsiones sobre la división de los bienes en caso de que la relación termine. La realidad es que no importa cuánto dure la relación, en materia de propiedad, la ley sigue tratando a los miembros de la pareja como dos individuos separados sin derechos ni responsabilidades si la relación termina. A continuación hay algunos puntos sobre la propiedad que las parejas en unión libre deben tener en mente.

La compra conjunta de propiedades

Antes de comprar una casa juntos, o cualquier otro bien significativo, decidan quién será el dueño de la propiedad. Al hacer esto protegerán sus derechos en caso de que un miembro de la pareja fallezca o la relación termine. Básicamente, necesitarán decidir si serán propietarios conjuntos o separados.

Tenencia conjunta. La tenencia conjunta es una forma de posesión en la cual se comparte la propiedad de un bien a partes iguales. Los dueños tienen la misma cantidad de intereses en la tenencia conjunta. Cuando dos o más personas son propietarios conjuntos y uno de los propietarios muere, el otro(s) automáticamente recibe la parte que le correspondía al difunto. Esto se conoce como "derecho de sobreviviente".

Tenencia en común. Si deciden ser dueños en común, cada uno poseerá una parte distinta de la propiedad.Ustedes deciden el porcentaje de cada parte. Por ejemplo, si uno contribuye con el 25 por ciento del precio de compra, entonces su parte en la propiedad reflejará dicho porcentaje. Algo más que se debe tener en mente es que a diferencia de la tenencia conjunta, si en la tenencia común el copropietario muere, el otro(s) no tiene derechos sobre la propiedad del fallecido. Su propiedad pasará a formar parte de su herencia y será distribuida como lo determine el testamento del difunto o las leyes de bienes intestados en su estado.

La propiedad cuando la relación termina

Si compran una casa a nombre de ambos (ya sea como propietarios conjuntos o como propietarios en común) la división puede ser directa y la casa deberá dividirse 50/50 al momento de la separación.Si la propiedad está a nombre de una sola persona, pero ambas partes contribuyeron para el pago de la hipoteca y el mantenimiento, podría haber una batalla por la propiedad si la pareja se separa.

Si la propiedad está únicamente a nombre de una persona, básicamente esa persona será la propietaria al momento de la separación; a menos que la otra parte pueda establecer que había una intención común de compartir los derechos de propiedad. Probar dicha intención es difícil, a menos que esté por escrito, o que haya prueba de que ambas partes contribuyeron para la compra de la propiedad, para el pago de la hipoteca y para el mantenimiento.

Las parejas en unión libre, la propiedad, y el deceso

Otro asunto esencial para las parejas en unión libre es considerar sus deseos en caso de fallecimiento.A menos que cada miembro de la pareja haga un testamento y deliberadamente designe al otro como su beneficiario, al morir, su herencia se repartirá de acuerdo a las leyes estatales (llamadas leyes de bienes intestados). La sucesión de bienes intestados es un método prescrito por el estado para distribuir las propiedades de una persona, cuando dicha persona no dejó un testamento al morir.

Cada estado tiene sus propias leyes, pero generalmente la propiedad se distribuye entre el cónyuge y los hijos del difunto. Si la persona no estaba casada, la propiedad será dividida entre los padres, hermanos, tíos, sobrinos, y otros parientes lejanos. La pareja del fallecido no recibirá nada. Por esta razón es importante que las parejas en unión libre hagan testamentos u otros documentos donde expresen sus planes a largo plazo.

Un testamento es un documento legal en el cual una persona expresa su voluntad sobre lo que desea que se haga con sus deudas, propiedades, e hijos menores después de su muerte. Las previsiones deberán cumplirse a menos que fueran ilegales o imposibles. Un testamento le permite a la persona nombrar a los beneficiarios de sus propiedades, eximir deudas, nombrar a los tutores de sus hijos, crear fideicomisos, nombrar a un albacea de su herencia, e incluso desheredar a algunos familiares. Dejar un testamento o un fideicomiso es una manera efectiva de proteger a su pareja si usted muere. Consulte a un abogado experto en Ley Familiar para crear un documento que refleje sus necesidades y deseos respecto a su pareja.

Pasos Siguientes
Contacte un Abogado Calificado
Su Localidad: (e.g., Chicago, IL or 60611)

Formas Para Ayudarse